EBBA ROHWEDER
de


VIDEO

PERFORMANCE

IMPROVISACION

COMPOSICION


PROYECTOS

EXPOSICIONES

2019
La Cárcel- Segovia
Centro de Creación

2018
BUNT
Espacio BOP


2015 + 2017
Voces en off
Cruce


2012
DARGOW
Galería José Robles


2009
Tres en Suma


2008
Apariencias discretas
espacio menosuno

BIOGRAFIA

contacto

EXPOSICIONES

DE DESTIERRO EN DESTIERRO - Homenaje a María Zambrano
Vídeo, 16:9, estéreo. Duración: 67 min. (proyección en loop)

Galerías VII - La Cárcel - Segovia Centro de Creación
27 de septiembre al 1 de diciembre de 2019



segovia celda
Galerías 2019, La Cárcel, Segovia Centro de Creación


El vídeo De destierro en destierro es un poema visual y sonoro que evoca la esencia de María Zambrano. El proceso de edición amalgama la
reflexión, la intuición intelectual y la intuición sensible. La atmósfera poética y sublime abre un espacio emocional que impregna prácticamente
todos los sentidos.


Maríe Zambrano y el exilio
María Zambrano salió de España hacia el exilio el mismo día que Antonio Machado - pero por fronteras diferentes, como ella misma escribe - Machado por Portbou y ella por la Junquera. Para María Zambrano el exilio que durará 45 años, empieza en enero de 1939 a los 34 años, más de la mitad de su vida, convirtién-dose en eje existencial tanto de su vida como su pensamiento filosófico. Después de una estancia corta en Francia empieza su errar por el mundo: En los primeros años entre México, Cuba y Puerto Rico y a partir de 1953 en Italia (Roma), Francia (La Pièce) y Suiza volviendo a España en 1984 con ya 80 años cumplidos.

Reflexionando desde el primer día de su expulsión de España en cartas, escritos y conferencias sobre el exilio, la experiencia personal del destierro se infiltra en su ser, haciendo el exilio en categoría definitiva de su vida. En el año 1990 ya en España desde hace cinco años escribe:“Yo no concibo mi vida sin el exilio; ha sido como mi patria o como una dimensión de una patria desconocida.”

Instalada existencialmente en el exilio, María Zambrano abre un abanico de reflexiones sobre este tema que sobrepasa con creces lo vivido personalmente para convertirse en pensamiento general de la condición humana como exiliado cósmico. En los años sesenta fragua el proyecto de libro Desde el exilio en que trabajará en los años siguientes. Este libro nunca se editará; pero durante treinta años publica partes o capítulos enteros; por último en el año 1990, publica en la Editorial Siruela, el capítulo El exilio en el libro Los bienaventurados, un año antes de su muerte.

María Zambrano y la razón poética
Tomando como centro de la filosofía el ser humano la lleva a la conclusión que hay que integrar de nuevo aspectos excluidos por la razón pura. En su análisis de la filosofía occidental coincide con Ortega y Gasset en que se construye un sistema por el logos que al final siempre llega a un punto irracional e inexplicable y que la filosofía solamente fundada en el logos y en búsqueda del logos se convierte en un sistema violento aportando y eliminando lo que Ortega y Gasset llama la razón vital. María Zambrano da un paso más e incluye en su crítica también el lenguaje filosófico. Para aprehender el ser del hombre se necesita un lenguaje que capta o mejor deja espacio para lo inexpresable, el sentir, las paradojas, las contradicciones, lo divino y el amor.

Ya en 1944 en una carta a Rafael Dieste escribe: “Hace ya años, en la guerra, sentí que no eran nuevos principios ni una Reforma de la Razón como Ortega había postulado en sus últimos cursos, lo que ha de salvarnos, sino algo que sea razón, pero más ancho, algo que se deslice también por los interiores, como una gota de aceite que apacigua y suaviza, una gota de felicidad. Razón poética...es lo que vengo buscando. Y ella no es como la otra; tiene, ha de tener muchas formas, será la misma en géneros diferentes.”

María Zambrano y Claros del bosque
En 1964 se va a vivir con su hermana Araceli a La Pièce, una pequeña ferme en mitad de un bosque en el Jura francés. Es allí en este lugar solitario y aislado donde empieza a escribir su libro emblemático Claros del bosque que se publicará en 1977. Encarna por excelencia lo que ella llama La razón poética. Poético en su estilo es muy exacto en su expresión. En él retoma la figura del guía de los místicos, el método y las metáforas guiando a través de la lectura a otro estado, otra experiencia, otra recepción.

María Zambrano como guía
Fascinada desde hace mucho tiempo por los textos y la personalidad de María Zambrano quería crear un homenaje a esta gran filósofa, poeta y mística española, evocando su espíritu.

María Zambrano como invitada al pueblo donde paso muchas temporadas igualmente aislado y solitario como La Pièce, me guió con su pensamiento, su manera de mirar y observar, de escuchar confundiéndome profundamente con su sentir. Mi recepción y mi vista se imbuyó en mi entorno: las apariencias, el silencio, los reflejos, luz y sombra, consistente o evanescente, sosegado o en movimiento, permanente o volátil, imaginado o real. Poco a poco la lectura se trasciende y se convierte en otra manera de sentir y recibir mi entorno con todos los poros abiertos.

Segovia_entrevista
fotograma de la entrevista en La 2 con motivo de la exposición Galerías 2019, Centro de Creación

cartel galerias

De destierro en destierro
El vídeo De destierro en destierro es un homenaje a María Zambrano a través de imágenes, citas de Claros del bosque y La otra cara del exilio y una composición original de flautas traveseras y voz.

Las imágenes del vídeo consisten en grabaciones en y alrededor de un pequeño pueblo en Guadalajara donde paso largas temporadas. La mirada enfocada en detalles mínimos, en cambios de luz, en movimientos diminutos mapea el territorio: las piedras y sus formas, la tierra y sus colores, el cielo y la bruma. El enfoque desde ángulos inusuales, perspectiva de hormiga o en objetos encontrados producen una abstracción visual que permiten flotar en el espacio. Un ritmo visual extremadamente lento permite adentrarse en la observación y perderse en la contemplación.

La banda sonora es una composición original y contemporánea realizada por mi para el vídeo de sonidos de flautas traveseras y voz esparcidos en el silencio. Recortes de sonidos suaves, de ritmo lento con una dinámica íntima casi como un soliloquio, apareciendo y desapareciendo en largas secuencias de silencio, se solapan a veces aunque nunca se acumulan. La composición añade al vídeo una tercera dimensión abriendo el espacio a una atmósfera envolvente igual de importante como la imagen.

Las citas son frases elegidas de Claros del bosque y de La otra cara del exilio. Como la música, aparecen en algunos momentos escritos en el vídeo, permaneciendo a la vista mucho tiempo para poder leerlas tranquilamente. Son como una señal de punto de partida, como pinceladas, gotas que se infiltran, como enganches cuando una se ha perdido en el camino. Aparecen sueltas cómo insinuaciones intuitivas – flotando en el aire. Atraen y liberan en el mismo momento el intelecto de la reflexión para dar otra vez espacio para el sentir.

El vídeo De destierro en destierro es un poema visual y sonoro elaborado tras un largo proceso de preparación amalgamando la reflexión, la intuición intelectual y la intuición sensible. Entregándome al entorno, al paisaje, solamente alcanzable en el tiempo, con el tiempo, confundiéndome con el entorno, diluyéndome en la inmensidad. Se traduce en una atmósfera y sensibilidad poética y sublime que evoca la esencia de María Zambrano convirtiéndose en una experiencia viva-vivida. Se abre así un espacio abierto, sensible que impregna y acaricia prácticamente todos los sentidos.